El estilo nórdico ha llegado para quedarse. Más que una moda pasajera, el diseño del norte de Europa es una forma diferente de entender la decoración del hogar.

Espacios diáfanos, líneas simples, colores armoniosos y mucha luz son las características que definen este estilo de crear interiores.

Visto en Pinterest. Fotografía de delikatissen


Puede que seas una enamorada de la decoración nórdica, o puede que este diseño te deje indiferente, pero hay un hecho que es indiscutible. Los nórdicos son especialistas en crear ambientes luminosos y amplios. Y eso es algo que seguro que tú también quieres para tu casa.

¿Te gustaría que las habitaciones parecieran más grandes?

Entonces presta atención a estas técnicas que utilizan los interioristas nórdicos para lograr que tu casa parezca más amplia.

9 técnicas del estilo nórdico para hacer que una habitación parezca más grande

Aunque nos gustaría, ninguna técnica de decoración puede lograr que tu casa tenga más metros que los que aparecen en el plano.

Sin embargo sí puedes aprovechar bien el espacio y jugar con las sensaciones para crear la ilusión óptica de que la habitación es más grande.

Los diseñadores de Noruega, Suecia y Dinamarca están acostumbrados a crear hogares en climas donde la luz es escasa y las temperaturas bajan mucho en invierno. Las opciones de ocio al aire libre se limitan y eso obliga a las familias a hacer mucha vida en casa. Por eso los hogares deben ser cómodos y despejados.

  1. Deja espacios vacíos de forma deliberada
  2. Los objetos bien ordenados y distribuidos sobre las superficies consiguen que el espacio parezca más relajado y amplio.

    Por eso no te conviene amontonar cosas sobre las estanterías y las mesas. Evita las pilas de revistas y libros, o cualquier otra acumulación de objetos, porque llamarán la atención.

    Prueba a eliminar todo lo que no sea imprescindible y reparte los objetos y accesorios de decoración de forma que haya huecos entre ellos. La decoración nórdica suele dejar espacios vacíos a propósito, no por falta de ideas.

    ¿Tu problema es que tienes demasiadas cosas? Entonces sigue leyendo el siguiente punto.

  3. Despeja las superficies
  4. En el diseño escandinavo es raro que encuentres habitaciones recargadas porque se sigue la filosofía de “menos es más”.

    Si tu problema es que tienes demasiado a la vista, entonces merece la pena invertir en unos cajones o armarios bajos donde guardar todo lo que no necesites. Libera las mesas, consolas y aparadores para dejar solo lo que merece ser exhibido.

  5. Suelos de madera
  6. La madera es el material preferido para el suelo en los países nórdicos por su calidez. Es la opción más confortable para un clima frío.

    Visto en Pinterest. Fotografía de sweetharmonie


    Además, el brillo que desprende el parqué contribuye a lograr la sensación de holgura. El dibujo que hacen las lamas en el suelo también ayuda a crear este efecto.

  7. Colores neutros
  8. El estilo nórdico es popular por utilizar sin medida el color blanco en paredes, muebles y textiles. A este le acompañan tonos neutros como el gris, el beige, el rosa palo, los colores pastel y las maderas.

    Las paredes blancas agrandan el espacio y hacen destacar otros elementos de la decoración. Si te parece demasiado poner muebles blancos, escoge maderas claras como el abedul o el haya.

  9. Diseños geométricos para decorar
  10. Después de aconsejarte que crees un ambiente lo más despejado posible y en tonos claros, es posible que te estés preguntando cómo hacer que tu habitación no parezca aburrida.

    Fotografía de hoylowcost


    Para lograrlo, puedes utilizar dos elementos:

    • Láminas y posters para la pared con diseños sencillos. Evita los estilos florales y los estampados barrocos si quieres agrandar una habitación.
    • Estampados de rayas, porque tienen la propiedad de alargar cualquier espacio. Las rayas verticales en las paredes hacen que los techos parezcan más altos. Si las colocas en horizontal hacen que este parezca más ancho. Si buscas una opción menos arriesgada, una alfombra de rayas es perfecta.

  11. Corre las cortinas para dejar pasar la luz
  12. El diseño nórdico surge en unos países donde la luz es escasa. Por eso es prioritario aprovechar cada rayo de luz que entra por la ventana y en muchos casos no cuentan con cortinas.

    Visto en Pinterest. Fotografía de tres-studio-blog


    Aunque en tu casa la luz tal vez no es un problema, esta siempre ayuda crear la sensación de espacio. Por eso te animamos a correr las cortinas para dejar que el sol inunde la habitación.

  13. Estanterías de obra
  14. Las estanterías de obra agrandan las habitaciones porque se pueden pintar del mismo color que la pared y eliminan todo lo que es imprescindible.

  15. Muebles con patas finas y ligeras
  16. Tal vez te has dado cuenta de que casi todos los muebles escandinavos se apoyan en patas delgadas y esbeltas. En el caso de los aparadores, estanterías y consolas, las patas permiten ver el suelo hasta la pared.

    Visto en Pinterest. Fotografía de inspirahogar


    Con este sencillo truco parece que el mueble ocupa menos espacio del que en realidad requiere, mientras que las sillas y mesas parecen flotar en lugar de estar apoyadas sobre el suelo.

  17. Continuidad de los espacios
  18. En lugar de tratar cada habitación por separado, el estilo nórdico crea un ambiente en toda la casa. Los estilos de una habitación y otra no se contraponen, sino que tienen continuidad.

    Fotografía de interiorismos


    Visualiza tu casa y las habitaciones que puedes tratar como una sola. Por ejemplo, el salón y el recibidor, o el salón y la cocina. Ten en cuenta qué habitaciones se ven cuando estás en otro punto de la casa, ya que esas son las que ofrecen más opciones para crear un estilo uniforme.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *