Dice el refrán popular que sobre gustos no hay nada escrito, pero hay algunas propuestas decorativas sobre las que no cabe discusión: son una mala idea.

Fotografía de imujer

Fotografía de imujer


Todos nos equivocamos alguna vez, pero en decoración te pueden salir muy caros. ¿Te gustaría pasar años descansando en un salón en el que no te sientes cómodo o soportando un color de pared demasiado llamativo? Entonces ten cuidado con no cometer alguno de estos errores.

  1. Todo al blanco… o derroche del color
  2. Fotografía de decoracionsueca.com

    Fotografía de decoracionsueca


    No quieres que tu casa parezca un hospital ni una carpa de circo. Lo ideal suele estar en un punto intermedio, en el que se mezclan colores neutros con otros vivos. Si no eres muy habilidoso mezclando colores olvídate de mezclas arriesgadas, como pintar cada habitación de un color distinto.

  3. Los muebles, cuanto más grandes mejor
  4. Fotografía de listasde10.com

    Fotografía de listasde10


    Es fácil dejarse llevar por la primera impresión en la tienda. Puede que esa mesa te haya encantado, pero corres el riesgo de quedarte sin habitación. Nunca vayas a comprar sin las medidas de tu estancia y un plano, aunque sea sencillo, con la disposición actual.

  5. Quedarse corto en iluminación
  6. De nada sirve tener unos muebles y unos cuadros preciosos sin apenas se ven en un día nublado. Combina los puntos de luz del techo con lámparas que aporten luz ambiente o directa (para leer o coser, por ejemplo).

  7. Pensar que tu casa no tiene remedio porque no tienes presupuesto
  8. Algunos inmuebles se han quedado anclados en el tiempo porque sus dueños consideran que nunca es el buen momento para invertir en una nueva decoración. Con todas las ideas de decoración DIY que hay en la actualidad eso no es excusa. Una capa de pintura o unos textiles nuevos pueden hacer milagros.

  9. Abarrotar la habitación de fotos y recuerdos personales
  10. Fotografía de design-insider

    Fotografía de design-insider


    Cuando tienes demasiados marcos, accesorios y figuritas a la vista lo único que consigues es no apreciar ninguna de ellas. Limita su número y busca una disposición adecuada, aunque tengas que guardar alguno de ellos en un cajón. Esto te dará la oportunidad de renovar tu colección cada cierto tiempo.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *